21/11/12

Teen

Cosas por las que Robin se hace querer:
(...) pobres, los feos. No tienen la culpa de ser así, y se les cierran tantas puertas... En cambio, la gente como tú y como yo, tenemos el mundo a nuestros pies.

(...) ¿dieta? ¿Estás loca? ¡No estás gorda!

- No soy la clase de chica que alguien se giraría en la calle a verla pasar.
- Hum... a veces sí.

Le metes una bolsa de chocolates en la mochila del colegio, para darle una sorpresa, y cuando vuelve por la tarde a casa, te lanza uno que te ha guardado. O un día, sin venir a cuento, te aparece con una bolsa de Maltesers. Se ofrece a hacerte un té, porque sabe que eres una yonki. Te hace compañía mientras friegas y no protesta cuando le echas la bronca.

Y todas esas cosas hacen que le quieras dar un achuchón y le des las gracias por ser tan majo. ¿Quién dijo que cuidar de un adolescente era un infierno?
(Y que cuando te deje caer que eres guapa, te olvides de las lorcillas por un rato - hasta que te vuelvas a ver en el espejo).

Hoy fue su cumpleaños, ya tiene oficialmente 13 años. Desde que estoy aquí le digo a todo el mundo que tiene los 13, así que ahora sí, los tiene. Le he regalado un juego para la xbox, el Worms. Creo que le voy a dar yo más uso que él.

Actualizado el 29/11:
Algo más por lo que se hace querer: volver a casa hecha mierda a los 15min de haber salido y que, voluntariamente, salga de la cama para verte comer helado y aguantarte el rollo. Y darte las buenas noches con un "good night, Sunshine".

No hay comentarios: