7/6/12

Toma de contacto

Llego a medianoche pasada. Encuentro a mis padres y a mi hermana guapísimos, nos abrazamos, intercambiamos frases de cariño.
En casa abro las maletas y les doy los regalos que traigo y lamento no traer más cosas. Un año en Francia cabe en dos maletas.
A la mañana siguiente me despierta el calor y pienso por una milésima de segundo en que iré a darme un paseo por el Erdre. Entonces me doy cuenta de que ya no estoy en Nantes.
Enfrento mi nueva vida. A mediodía, mientras pongo la mesa, me da un bajón, mi madre me abraza y las lágrimas se asoman a mis ojos, pero entonces llega mi padrino y me las trago.

Salgo de casa.
La ciudad me parece fea. Añoro l'île de Versailles, el tranvía, los árboles y jardines. Mis amigos hablan de gente que no conozco, de hechos a los que no asistí, bromean con anécdotas que me perdí. Me siento lejos, muy lejos de ellos. Quiero salir corriendo, quiero estar sola, no quiero oír hablar castellano.
Me siento amargada, incapaz de reírme. Je me casse la tête contre la realité. Y bueno, es lo que toca.
Pasan los días, sueño con cosas que quisiera olvidar. Después de una semana de sueños desagradables, sueño que alguien viene a asesinarme. Lucho, me defiendo. Por algún motivo, siento calma. Consigo ahogarlo. Cojo el cuchillo con el que pretendía apuñalarme. Le abro el pecho y me como su corazón. Me despierto extrañamente tranquila.

Las cosas van mejor. Acepto donde estoy, en qué momento estoy. Sin embargo no quiero ver a casi nadie, no quiero que me reconozcan por la calle. Eso tampoco es muy novedoso, siempre he sido bastante asocial.
Se me ablanda el corazón cuando escucho canciones en francés (j'ai pas les mots pour exprimer la puissance de la douleur... je n'ai pas trouvé les mots pour expliquer l'inexplicable) sobre todo aquellas con letras como ésa. No sé cómo explicar lo que siento. Todas mis ilusiones rotas en pedacitos, los motivos de mi alegría calcinados. Pero no sólo eso. Volver a donde no quería volver, escuchar cosas que no quería escuchar.
Un fragmento (traducido) del poema que os dejo abajo (Il a fait nuit toute la journée):

(...)
Señores señoras, hoy ha estado oscuro todo el día
No he sentido calor extenderse sobre nuestras cabezas
No he visto ningún resplandor venir a llamar a nuestras ventanas
No sé si debo esperar que se levante la noche o que caiga el día
Pero desde hace 24h, ha estado oscuro como en una tumba
Ya no veo a los pájaros, todas esas pequeñas cosas que me maravillan
Ya no siento a las nubes envolverse, el sol ha perdido su despertador
Si resulta ser así, es grave, la Tierra ha quizás parado de girar
Señores señoras, hoy ha estado oscuro todo el día
Sin embargo la gente a mi alrededor no parece extrañada
¿Cómo es eso? Reaccionad, dejad de bromear (...)



¿Me explico?

4 comentarios:

Lidia dijo...

Te explicas, y quieres volver, y te digo que sigas luchando por volver :)
por cierto, soy nueva por aquí :)

Dani Maverick dijo...

Claro que te explicas. Y te comprendo perfectamente. A todos nos cuesta volver sobre nuestros pasos, yo lo he hecho y es duro, muy duro. Pero si una puerta se cierra otra se abre, no lo olvides.

Por cierto, si te sienta mejor, hablaremos en inglés pachurreado a partir de ahora. Así al menos, no estarás tan mal ;-)

Ladherna dijo...

Bienvenida Lidia y gracias a ambos. No sé porqué antes desapareció el vídeo, ya está arreglado.

Shae dijo...

Bueno Ladherna, que te puedo decir que no te haya dicho ya... va a ser duro volver a adaptarte, pero si lo que quieres es volver volverás, las metas están para llegar a ellas no??