20/5/12

No quiero escribir esto

No quiero escribir esto porque no quiero vivirlo.
Han pasado casi dos meses desde que me mudé, casi tres meses de infructuosa búsqueda de trabajo. El dinero se va acabando y tampoco quiero quedarme hasta el último céntimo porque sería, seguramente, un desperdicio. Aun no pierdo la esperanza de que suene el móvil o llegue el e-mail salvador, diciéndome que me contratan y que puedo quedarme en Nantes forever and ever, viviendo en el país de la Piruleta, sin tener que ir sumando mentalmente el precio de la cesta de la compra, o buscando el alquiler más barato de la ciudad.

Si al final resulta que tengo que irme, acabaré en España, subiéndome por las paredes y yendo cada día al aeropuerto, a suplicar que me dejen subir en el primer avión que salga del país (no es que no os quiera, pero... ejem, lo de siempre, ya sabeis)

Madre mía, no quiero irme de Nantes. Amo Nantes. Con sus tranvías, la île de Versailles, donde siempre hay garzas, patos, un cormorán distraído, somormujos...; los francesitos (no quiero volver al mercado español, de verdad que no), la vida que llevo aquí...
Ah, rayos.
 Un colegio del barrio Sainte Anne (mi antiguo barrio)

Una calle del centro

El castillo el verano pasado (esas macetas e invernaderos ya no están)

El jardín japonés de la île de Versailles

La torre LU (antigua fábrica de las galletas LU)

Típico festival de Nantes: un escenario, buenos artistas, tráete un sillón y pasa la tarde disfrutando de música gratis. (Trentemoult, 15 de mayo)

Tradicional casa de Trentemoult, un antiguo barrio pesquero donde cada casa es de un color diferente.

Así entendereis un poco mejor que no quiera irme.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Espero que tengas suerte y que al final ese email/llamada llegue de una maldita vez. Es una pena que tengas que volver, porque aunque aquí se te echa de menos, se ve que en Nantes eres feliz. Es precioso, a ver si podemos visitarte algún día.

-Meri

Anónimo dijo...

Aparecera. Me quedare sin cafe, abrazo y sonrisa. Pero aparecera. Y tendre que esperar a tener vacaciones para tener ese abrazo.