6/9/10

Diez días

Diez días. Cuenta atrás en toda regla.
Y estoy deseando irme, y al mismo tiempo quiero quedarme.

Quiero volver a mi hermosa Coruña, a sus calles, a su gente, a su lluvia, a luz benigna del sol, a Macondo, tomarme un café cuando la cafetería está medio vacía y la música suena bajito, mirar por su cristalera viendo pasar a la gente que habla, viendo llover... Volver a los aromas familiares: mi casa, mis amigos, el atlántico, el aire tras la lluvia... Volver a abrazar a la gente que quiero.

Pero me esperan cosas difíciles y desagradables, también. Me esperan cabreos y discusiones. Me esperan disgustos, frustración. Desgraciadamente conocidos. No es lo mismo que los disgustos y la frustración que a veces siento aquí, nuevos y que por tanto llevo mejor.

Tengo morriña. Echo de menos mi ciudad y su gente. Pero no mi vida. Aunque supuestamente ésta también lo sea...
No quiero volver para recibir las mismas miradas, los mismos reproches. Pero es lo que queda, al menos por otros 9/10 meses.

Pronto estaré en casa y sé qué es lo primero que quiero hacer. Otra cosa es que el resto del mundo esté de acuerdo. Ya veremos. De momento tan sólo planeo café. Mucho café. Buen café, por fin. Con gente, buena gente :)

No hay comentarios: