4/9/08

Julia

Hoy quiero dedicarle mi blog a alguien muy especial: Julia.

Lo bueno de la amistad con alguien de tu mismo sexo es que puedes decirle "te quiero" sin temer que vaya a salir espantada. Así pues: Julita, te quiero.
Siempre sabe subirme el ánimo, escucharme y darme un abrazo cuando más lo necesito. Y nos reímos juntas una barbaridad. Creo que apenas hay temas de los que no haya hablado con ella. La segunda vez que la vi, mantuvimos una conversación filosófica sobre el valor de la vida. Nadie me dio nunca un punto de vista como el suyo, creo que esa fue una de las cosas que más me llamaron la atención de su persona.

Es una fiestera, una hedonista, culta y barriobajera a un tiempo, una belleza de pecas que enamora cualquier corazón con su bondad. Es tierna y dulce como un pastelillo de crema y fresas (y todos recordamos esas tartaletas ;P)
Tiene un gatito listo y otro tonto. Siempre me hace reír con las historias de su gatito tonto ^^

Me gustan tus manitas de uñas a medio pintar, tu risa de dientes pequeños y blancos, tu acento suave, que trepes como un mono por mi espalda y llevarte a caballito. Me gusta verte liar cigarros, cómo los cierras sacando un poco tu lengua rosada; me gusta cómo te cae el flequillo por delante de los ojos y cómo te lo apartas. Me gusta tu cintura delgadita, que da la impresión de que podría levantarte sin dificultad hasta las estrellas, para que guardases una en una cajita de cristal. Me gusta que hagas lo que quieres sin preocuparte por si estará bien o mal visto. Me gustan tus ojos, que te descalces y recojas las piernas como si fuese lo más normal del mundo. Me gusta que des tus opiniones sin dejarte influenciar por estupideces. Me gusta ser tu amiga y hablar de mil cosas. Me gusta verte feliz, porque no soporto que estés triste.

Por ser como eres, gracias.






No hay comentarios: